Desarrollo personal. Admira a la gente próspera

Es bastante común envidiar o sentir resentimiento hacia la gente que prospera y le va bien. Es un sentimiento que sale fácilmente y solo nos hace lastrarnos más hacia el abismo pues con emociones negativas no se puede avanzar. Los pensamientos negativos que albergamos pueden hacernos influir para que no podamos conseguir precisamente aquello que envidiamos ya que son un freno bastante efectivo.

Es necesario que cuando reconozcamos esta forma de pensar tomemos conciencia de ello y reflexionemos para cambiar los pensamientos en otros más constructivos. Centrarse en algo hará que se expanda en la mente, y si es algo negativo, esto irá creciendo en la mente hasta hacerse realidad. Por ejemplo, recientemente un amigo se quejaba de un ruido tempranero hecho por trabajadores de la construcción que le molestaba y le había despertado. Es verdad que puede ser molesto un ruido así pero si te enfocas en el ruido cada vez se hará más grande y ya impedirá cualquier manera de ignorarlo. En cambio ignorando el ruido puede llegar a pasar que dejemos de escucharlo al dejarlo fuera de nuestro enfoque cerebral.

¿Que rasgos habría que poseer para tener prosperidad en la vida?

Una persona de éxito debe ser positiva, trabajadora, decidida, confiable, persistente, con metas definidas, entusiasta, con autocontrol, con iniciativa, agradable, activa, resistente, comprensiva, con enfoque, imaginativa, agradecida, etc..

Los sentimientos negativos de envidia, resentimiento, rabia, recelo … no caben en una persona de éxito. Si deseas algo y otra persona lo tiene, no la envidies sino agradece a esa persona que te sirva de inspiración para conseguir lo mismo. Si admiras lo que deseas y te enfocas en ello se expandirá en tu mente y tus acciones irán encaminada a conseguirlo. Si ves una persona que tiene alguna característica que te gustaría tener (vive en armonía y feliz, tiene una familia bonita, una pareja encantadora, un cuerpo perfecto, un coche o moto o una casa ideal, un trabajo envidiable, unos ingresos muy altos, un estilo de vida que te gustaría tener, etc….) no lo envidies. No le critiques. No tengas rabia. No tengas resentimiento. No le hagas ningún perjuicio. No intentes arruinarle. No … No hagas que tu mente se centre en estos sentimientos negativos.

Al contario, agradécele que te sirva de guía para inspirarte y hacer lo mismo que desees para ti. Pregúntale si es el caso como lo hizo para intentar reproducir el mismo resultado.

Al final tienes dos maneras de afrontar el hecho. De forma positiva y haciendo lo posible por tener éxito, o de forma negativa, con sentimientos que nos hacen estar mal y al final seguir sin tener aquello que deseamos. Tuya es la elección.

Puedes contactar en http://www.vidaenverde.es/herbamol y puedes suscribirte a la lista de correos para estar informado y actualizado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s